icoCab
menuheader
Sec
¿QUÉ CLASE DE HOMBRE TE GUSTARÍA SER?
pen Redacción | 23 de Junio de 2020

¿Sabías qué, existen diferentes tipos de masculinidades y todas ellas nos identifican como hombres?

 

No existe un modelo ideal de hombre, las experiencias de vida de cada uno los hacen diferentes, uno de los mayores retos es destruir las relaciones de poder, el sexismo, la homofobia y así lograr crear un ambiente de respeto e igualdad con quienes nos rodean. Todos somos iguales en dignidad y derechos. El ser hombre nos da la posibilidad de elegir qué tipo de persona nos gustaría ser. 

 

Masculinidad hegemónica

Se caracterizan por ser personas independientes, importantes, heterosexuales, activas, autónomas, son los proveedores a nivel familiar y con un gran control sobre sus emociones. 

 

Masculinidad subordinada 

Se trata de hombres que no son tan fuertes, pertenecen a una minoría,  su capacidad económica no es grande, carecen de autocontrol emocional, y no se identifican con el estereotipo masculino hegemónico. 

 

Masculinidades alternas 

Al analizar las distintas masculinidades anteriores, algunos hombres no se identifican con ninguna y no desean ejercerlas; prefieren elegir otras conductas, actitudes y características nuevas. Hay hombres que toman lo bueno de una y otra forma, eligiendo cómo relacionarse con otros; reconociendo que la relación no tiene que ser necesariamente violenta ni implicar atracción sexual; respetar el derecho a definir la preferencia sexual; asumir que los hombres tienen derecho a experimentar los mismos sentimientos que las mujeres y evaluar de manera positiva la amistad entre hombres. 

 

Los hombres también ayudan en las labores del hogar, cuidan a los niños, unos no llegan a ser padres, ganan menos que su pareja, les gusta  arreglarse de más, y no por eso dejan de ser menos hombres.  

Lo que está mal es ser autoritario por creerte “macho”, actuar de forma violenta contra mujeres y hombres “débiles”, y no respetar el hecho de que muchos hombres tienen gustos diferentes. Se debe de cambiar el uso de estereotipos negativos y masculinidades tóxicas. 

 

¡Todas las masculinidades merecen tu respeto!